Cómo verificar un vehículo usado a la hora de realizar un contrato de compraventa

Cada vez más personas se sienten atraídas por la idea de comprar un vehículo usado ya que su coste suele ser menor que el de los coches nuevos. No obstante, hay que ser precavido a la hora de realizar este tipo de transacción para evitar problemas en el futuro. Te presentamos una serie de factores a tener en cuenta a la hora de realizar un contrato de compraventa de vehículos usados.

El contrato de compraventa es el documento que recoge el acuerdo entre las dos partes que intervienen en la operación. En él deben figurar los datos personales de las partes intervinientes como el DNI/CIF, el nombre y el domicilio. También debe constar la fecha en la que se produce la transacción y los datos del vehículo como modelo, marca, cilindrada, potencia, color, matrícula, fecha de primera matriculación, número de bastidor y kilometraje. Cuantos más datos haya sobre el coche mejor, ya que evitarás problemas de cara al futuro en cuanto a las reclamaciones.

El informe de verificación

Para certificar el estado del automóvil te aconsejamos que el contrato vaya acompañado de un informe de verificación para evitar reclamaciones futuras si eres el vendedor y para asegurarte del buen estado del mismo si eres el comprador.

Verificar el vehículo permite notificar cualquier desperfecto que presente ya sea en el exterior (carrocería, luces, rayaduras), en el interior (cinturones, tapicería, iluminación) o mecánicos (estado de la batería, del motor, caja de cambios, frenos, suspensión). Para facilitar estos informes puedes contar con empresas con personal cualificado que se encargan de realizar una revisión exhaustiva del vehículo e incluso una prueba de conducción.

A la hora de efectuar la compraventa es importante también asegurarse de que el vehículo está libre de cargas, que tiene permitida la circulación y ha pasado todas las revisones. Para ello en la DGT el informe de coches de ocasión  nos ofrece, con la matrícula o el número de bastidor, datos de la titularidad del vehículo, sus datos técnicos, los titulares anteriores, la caducidad de la ITV o las cargas o gravámenes que le impiden circular.  Gracias a este informe nos aseguraremos de que la persona a la que le adquirimos el coche es realmente su titular y nos evitaremos problemas en futuras reclamaciones.

A la hora de evitar malos entendidos con el precio de compraventa es aconsejable realizan una tasación de vehículos, por manos de expertos que nos garantizan el correcto valor del mismo independientemente de lo que negocien luego comprador y vendedor.

En definitiva, adquirir un coche de segunda mano es una buena opción siempre y cuando el contrato de compraventa se haga legalmente y el vehículo cuente con minucioso informe de verificación para evitar problemas y engaños.

Autor de la imagen: © orzalaga

Fuente: http://www.pixabay.com

Etiquetas: tasación de vehiculos, verificar vehiculo, dgt informe coches de ocasión

¿Qué hacemos por ti?

Informe Testmotor
Informe DGT
Peritación Judicial

¿Dudas?

Preguntas frecuentes
Contacto

Vehículos de ocasión

Buscador
Acceso | Publica mi vehículo
Documentos de compraventa

Únete a nuestras comunidades

BLOG | Noticias Testmotor
También en: icono facebook p

 

¡Suscríbete a nuestras noticias!

Nunca cederemos sus datos a terceros. Sus datos están seguros en los servidores de Mail Relay.